miércoles, 3 de marzo de 2010

PR-TF-53 LOS SILOS - ERJOS

PR-TF-53
LOS SILOS - ERJOS
FICHA DE LA RUTA

TÉRMINO MUNICIPAL: Los Silos.
COMO LLEGAR: Al municipio de Los Silos se llega por la carretera general TF-42, evitando la circunvalación que rodea el centro.
COMIENZO: en la Plaza de la Luz, frente al Convento de San Sebastián.
FINAL: Caserío de Erjos.
DIFICULTAD: Media.
DURACIÓN: 4 horas.
LONGITUD: 5,3 Km. (sólo ida)
PROVISIÓN DE AGUA: No.
LUGARES DE INTERÉS: Casco urbano de Los Silos; Caserío de Cuevas negras; Caserío de Erjos; Ruta de alto valor paisajístico y natural.
VENTAJAS: Camino real empedrado en su mayoría.
INCONVENIENTES: Continuo ascenso.
TIPO DE RUTA: Senderismo.
CARTOGRAFÍA




DESCRIPCIÓN

La Plaza de la Luz se encuentra frente al convento de San Sebastián, claustro fundado en el año 1649 y que actualmente alberga un espacio multicultural; junto a éste se encuentra la Iglesia de Nuestra Señora de la Luz, una edificación neogótica cuya construcción se inició en el año 1568 y que actualmente presenta una imagen muy curiosa al estar pintada totalmente de blanco.


Convento de San Sebastián (i); cruce hacia Las Moradas (d).


En el exterior de la Iglesia hay una plaza desde donde parte la calle Susana, una vez hayamos cruzado la carretera general, y que es el comienzo de la ruta hacia el Caserío de Erjos, como así lo indican unas grandes señales de madera. Recorremos dicha calle entre antiguas casas e ignoraremos a unos cien metros el sendero PR-TF-54 que se desvía hacia la derecha y que va hacia Las Moradas; unos cuatrocientos metros después pasaremos junto a unos lavaderos recientemente restaurados y luego el camino se va estrechando aún mas hasta que transitemos sobre un recorrido de cemento, el cual nos lleva hasta un puente de madera que cruza sobre el Barranco de Cuevas Negras, que en este tramo tiene un cauce muy poco profundo, por donde casi todo el año circula un pequeño hilo de agua.

Señalización en el sendero.

Pista de cemento antes del camino real.


Después de cruzar el puente, junto a una gran Palmera Canaria (Phoenix canariensis) llegaremos a otra pista de cemento que recorre una zona eminentemente agrícola ya que hay multitud de huertas cultivadas, dicha pista la tendremos que recorrer unos seiscientos metros con el testigo del impresionante Roque de las Moradas a nuestra derecha, hasta encontrarnos, bajo una casa de color teja, con una bifurcación señalizada que se desvía del recorrido principal hacia la izquierda y que discurre por el cauce del barranco. Enseguida nos toparemos con un muro de piedra donde hay una señal de entrada al Parque Rural de Teno y donde comienza el empedrado del sendero junto a un canal de agua que asciende en fuerte pendiente pasando al lado de varias huertas desde donde sobresalen las ramas de enormes árboles frutales.

Inicio del empedrado del camino real.



El recorrido zigzagueante pasa entre Cerrajas (Sonchus acaulis), Helechos (Diplazium caudatum), Bicacareras (Canarina canariensis), Corona de la Reina (Gonospermum fruticosum) y multitud de vegetación que en época de lluvias llega casi a tapar el camino. Mientras ascendemos vamos dejando a nuestra derecha el cauce cada vez mas profundo del Barranco de Cuevas Negras y entre grandes ejemplares de Tabaibas (Euphorbia mellifera) iremos fijándonos en los grandes riscos que separan dicho cauce del de el Barranco de los Cochinos donde podremos apreciar algún ejemplar aislado de Drago Canario (Dracaena draco).


Los grandes riscos dan una idea de la profundidad del barranco.
Vistas hacia el municipio de Los Silos (i); Roque negro (d).


Seguidamente pasaremos bajo un enorme risco de color negro formado por infinidad de cuevas mientras una tubería acompaña nuestros pasos entre Vinagreras (Rumex lunaria), Incienso (Artemisia thuscula) y Tabaibas (Euphorbia mellifera); las vistas de los peñascos colindantes nos da idea de la profundidad del barranco que vamos salvando y de pronto encontraremos un canal de agua en desuso entre Helechos (Diplazium caudatum) y rodeado el entorno de grandes ejemplares de Acebiños (Ilex canariensis) y multitud de Bicacareras (Canarina canariensis).

Tramos del sendero empedrado.

Caserío de Cuevas Negras.

Señalización hacia Tierra del trigo (d).


En unos instantes llegaremos al Caserío de Cuevas Negras, llamándonos la atención un gran Barbusano (Apollonias barbujana) junto a una de las casas, no sin antes asomarnos a una cascada de agua en el fondo del barranco; dicho lugar está formado por varias viviendas en estado de abandono que un día fueron morada de una escasa población que subsistía de los aprovechamientos del entorno y vivían de la agricultura y la ganadería. A la izquierda está señalizado el acceso hacia Tierra del Trigo, un pequeño y pintoresco núcleo urbano de apenas unos 300 habitantes que pertenece al municipio de Los Silos.

Abandonando el Caserío de Cuevas Negras.



Nuestro destino sigue de frente junto a las casas inhabitadas, hasta que en un momento determinado cruzaremos un pequeño barranquillo y encontraremos un cruce de caminos hacia la derecha que ignoraremos. Un canal de agua inutilizado junto a una tubería nos acompañará la mayor parte del tiempo a partir de aquí y en el otro lado del camino se eleva un largo muro de piedras que delimita lo que fueron unas enormes huertas de cultivo, donde crecen multitud de Bicacareras (Canarina canariensis) y en el suelo junto a las piedras, algunos ejemplares de Tacorontilla (Dracunculus canariensis). Sigue en fuerte ascenso el recorrido, esta vez encontrándonos los primeros Codesos (Adenocarpus foliolosus) y algunos Follaos (Viburnum rigidum) sin dejar de acompañarnos la tubería que en ocasiones se esconde entre las vueltas que da el camino; en un momento determinado la vegetación se aclara un poco, encontrándonos algunos Pinos Canarios (Pinus canariensis) que forman, en un pequeño llano, un recoveco ideal para un descanso.

Primeras casas en el núcleo de Erjos.



Un poco mas adelante una señal nos indica que salimos del Parque Rural de Teno y encontraremos una estrecha pista agrícola, la cual se estrecha mas adelante convirtiéndose otra vez en un estrecho y empedrado sendero desde donde tendremos a la vista el Pico de los Villanos (924 m.) dentro del Monte del Agua. Entre Brezos (Erica arborea) y Cerrajones (Sonchus acaulis) llegaremos a las primeras casas del Caserío de Erjos, entre un paisaje rural y agrícola formado por pequeñas huertas de cultivo junto a antiguas y acogedoras viviendas junto al precioso camino empedrado entre muros de piedra, que nos dejará por unos escalones en la trasera de una de las casas mas nuevas y con ella a la calle que da acceso a la Iglesia y plaza principal de Erjos junto a la carretera TF-82 que va hacia Santiago del Teide.


De regreso por el mismo trayecto.





© Texto y fotografías de Francisco Fariña
francisco_farina@yahoo.es
www.andarines.com


No hay comentarios: